El ayudante de la lectura

Había una vez, un niño llamado Marcos. Él era un muchacho aplicado e inteligente en la escuela, le gustaba leer y estudiar mucho. Tenía una imaginación muy brillante y productiva que le ayudaba a entender bien cada tema en clase.

Marcos en sus tiempos libres ayudaba a niños que no podían leer, para que ellos también tuvieran la oportunidad de educarse y disfrutar el hábito de la lectura. Pasaron los años y Marcos creció al igual que su deseo por ayudar a los niños de su comunidad.

Un día el alcalde de su comunidad se encontraba con un enorme problema, y era, que mucha gente no sabía leer ni escribir bien. El deseo de ayudar de Marcos era tan grande que decidió junto al alcalde de su comunidad brindar el servicio de educación a toda la gente que lo necesitara. Al terminar, Marcos se sintió feliz de poder ayudar a su gente y motivarlos a que sigan estudiando y viendo la lectura como un buen hábito.

Alumno: Jonatán David Ortiz
Grado 5º B
Maestro: Moisés Sáenz
Escuela: Santa Clara De Asís