FZT muestra transformación educativa en Foro Regional

 Representada por Félix Garrido, Director Ejecutivo Regional, Fundación Zamora Terán participó en el Foro Regional de Planes de Banda Ancha y TIC, mostrando los avances del Proyecto Educativo “Una Computadora por Niño”, en Nicaragua.

11709846_1004380639612334_5809545350708304947_o

“Para hacer un proyecto transformador, es necesario tomar en cuenta que este debe de descansar en las capacidades de las personas”, fue una de las claves presentadas por Félix Garrido, Director Ejecutivo Regional durante su presentación en el Foro Regional.

La presentación inició con el ejemplo de Ometepe, Primera Isla Digital de Latinoamérica, en la que se vio la posibilidad de trabajar un proyecto diferenciador y retador. “Unimos la capacidad de y la oportunidad y nos lanzamos a realizar un proyecto retador para Nicaragua y la Región”, manifestó Garrido.

El resultado de asumir este reto ha sido una isla digitalizada, en la que cinco mil niños y niñas se han convertido en maestros de sus maestros.

Garrido destacó el apoyo dado por Tigo Business para la conectividad de Ometepe y al presentar el Proyecto de Digitalización de Corn Island agradeció el apoyo de CLARO.

Presentó cómo trabaja Fundación Zamora Terán desarrollando una alianza público-privada, para implementar un proyecto que integra tecnología con un enfoque en lectoescritura, como base fundamental de todo aprendizaje y las las cinco lecciones aprendidas por esta organización en sus seis años de vida.

La primera de estas lecciones es que los programas con tecnología deben tener un enfoque específico para generar cambios, la segunda que toda tecnología debe ser un medio, porque el dispositivo es un recurso y lo más importante son las personas. Una tercera lección es crear un plan de formación, que prepare el terreno trabajando en las personas cabeza, mano, pero primero que nada, el corazón.

La cuarta lección es monitorear y evaluar de manera sistematizada, objetiva y rigurosa, para mostrar el cambio, pero sobre todo para que quienes invierten en estos proyectos sepan que están transformando vidas.

Una quinta lección, según Garrido es el desarrollo de una alianza público-privada, tomando en cuenta que la educación no debe ser una responsabilidad solamente del gobierno, sino de todos los sectores, porque solamente uniendo esfuerzos es que se construye el futuro de las naciones.